Work Rave ayuda a cuidarnos en Linux y Windows

Work Rave ayuda a cuidarnos en Linux y Windows

Si buscamos Work Rave en el Centro de Software de Ubuntu nos lo describe como: Ayuda a la prevención y recuperación de la Lesión por Esfuerzo Repetitivo (RSI). Y dicho así, puede que no nos diga mucho, pero puede que sea una de las mejores aplicaciones con las que nos podemos encontrar.

RSI son unas siglas que hacen referencia a Repetitive Strain Injury, y en muchos artículos se puede ver como la enfermedad del siglo XXI. Dentro de las enfermedades RSI encontramos diversas dolencias originadas por la realización de esfuerzos repetidos en el día a día.

Para todas aquellas personas que trabajamos con ordenadores, que en nuestros ratos de ocio, muchas veces, volvemos a tener el mismo compañero de baile. Y es que tantas horas en la misma posición, con la vista clavada en la dichosa pantallita parece que acaban pasando la factura. Pero tenemos un pequeño aliado, WorkRave. Vamos a echarle un vistazo.

Primer vistazo a Work Rave

La primera vez que lo inicias aparece una pequeña ventana con tres temporizadores. Uno ajustado a 3 minutos, el segundo se lo toma con más calma y descuenta desde los 45 minutos. Y el tercero que muestra una cuenta atrás de 4 horas. ¿Qué significan cada uno de esos temporizadores?

Aspecto de la ventana principal de Work RaveEstudios acerca de las enfermedades derivadas del uso continuado del ordenador recomiendan la realización de micropausas de unos 30 segundos cada pocos minutos. En este caso, el primer contador. Así mismo se recomienda** realizar un descanso cada hora** (aproximadamente) en la que sería conveniente realizar unos ligeros ejercicios. El tercer contador indica el final de nuestro periodo de trabajo.

Cuando acaba el temporizador de las micropausas aparece una ventana que nos pregunta si queremos tomarnos un pequeño descanso de 30 segundos. En cambio cuando el contador de 45 minutos acaba aparece una ventana que nos guiará a través de una tabla de ejercicios.

Una vez acabamos los ejercicios, o los saltamos, aparece un diálogo que bloquea la interfaz del ordenador de forma que no podemos utilizarlo durante 10 minutos. Desde luego podemos quitarlo y seguir trabajando, pero es un buen modo de evitar descansar utilizando el ordenador, y levantarnos a estirar un poco las piernas.

Configurando Work Rave

Si en la ventana principal de la aplicación hacemos clic con el botón secundario, podremos lanzar la ventana para guiarnos en nuestros ejercicios, programar un descanso o ver las estadísticas de nuestro tiempo de trabajo. También podremos acceder a la sencilla pantalla de configuración.

En la primera podremos configurar el comportamiento de los temporizadores, y cuáles de ellos queremos activos. Pudiendo configurar cualquier detalle, incluso si podremos tener la opción, cuando acabe la cuenta atrás, de saltar o aplazar los ejercicios o la micropausa.

La segunda pantalla de configuración resulta tentadora. En ella puedes configurar el comportamiento del programa cuando alcanzas el límite del temporizador para el descanso. De forma que el programa impida tu trabajo, pero te de la opción de saltar o aplazar. Hasta el límite de no dejar utilizar el ordenador durante el periodo de descanso. También podremos configurar los sonidos, la ventana de usuario o el applet que se instala en la barra de tareas.

Una pantalla de configuración Work Rave

Por último podremos configurar** Work Rave para utilizarlo en red**, de forma que si el trabajo lo realicemos en varios ordenadores, podamos seguir monitorizando nuestro trabajo y obligándonos a tomar las pausas adecuadas.

Work Rave, una pequeña pesadilla… configurable

Work Rave es un programa que sirve, según sus creadores,** tanto para el tratamiento como para la prevención** de algunas de las dolencias englobadas dentro de las RSI. De ahí que puedas configurarlo de manera flexible. Pero… ¿pesadilla?

Un pequeño diálogo cada 3 minutos pidiéndonos una micropausa con un borde que parpadea puede llegar sacar a relucir nuestras ansias destructivas contra el programa. Parece que esos pequeños descansos son adecuados para el tratamiento de algunas patologías, pero, desde luego, sacan de quicio.

Por mi experiencia personal, una de las primeras cosas que desactivé fue ese temporizador (aunque salga en las capturas). Pero he encontrado realmente útil el contador de 45 minutos (lo tengo configurado a 50 minutos), ya que esa fue la recomendación que he recibido por parte de mis médicos.

Así mismo, los ejercicios que propone Work Rave estaban dentro de los que se recomiendan habitualmente para personas que estamos tanto tiempo delante del ordenador. Muchas veces sólo comentan temas posturales, pero no hay que dejar de lado nuestra visión, ya que también se recomienda la realización de estiramientos oculares.

Enlace | WorkRave | FAQ

Artículo extraído de Genbeta.