WiFi en los vuelos internacionales: poco a poco una realidad

WiFi en los vuelos internacionales: poco a poco una realidad

Para aquellas personas que están acostumbradas a consultar continuamente las últimas noticias (ya sea a través de fuentes RSS o a través Twitter u otras redes sociales) adentrarse en un avión que te va a llevar al otro lado del océano es una sensación extraña ya que te tienes que olvidar de estar al tanto de lo que está pasando.

Un viaje de tres horas es pesado, pero lo es mucho más cuando te enfrentas a vuelos más largos (como uno transoceánico) donde realmente el mundo se ha movido debajo de tus pies mientras tu llevabas tu móvil en modo avión. ¿Cuánto pagarías por tener un enchufe y una conexión Wifi durante un vuelo así?

¿Qué tecnología se utiliza para conectar un avión?

Conexión a través de satélite en aviones de
Lufthansa

Obviamente dotar a un gran avión de una red local para ofrecer servicios de streaming desde un servidor central es sencillo. Todas las comunicaciones se realizan dentro del avión mediante una intranet y un programa cerrado como los que se encuentran en las odiosas pantallitas de los vuelos de larga duración. Pero ¿cómo hacemos que un avión tenga conexión a internet para dar servicio a sus pasajeros?

Seguramente se te habrán ocurrido unas cuantas ideas. Seguramente alguna de ellas un poco descabellada, pero entre todas ellas seguro que has pensado dos que, tal vez sin que lo conocieras, se está utilizando hoy en día. Estando tan arriba y moviéndote tan rápido la primera opción parece que debería ser conectarse mediante satélite; pero también podemos aprovechar las infraestructuras ya existentes en tierra para dotar de conexión a internet a los pasajeros de un avión.

Empecemos por la última. No es muy conocido la existencia de puestos de control aéreo perdidos en la mitad de ninguna parte donde trabajan controladores aéreos dirigiendo todo el tráfico que hay sobre nuestras cabezas. ¿Por qué no crear infraestructuras o aprovechar las existentes? De hecho, si coges el dato de que un avión comercial sólo vuela a unos 10 kilómetros de altura, tampoco parece una distancia tan grande.

Al parecer, dependiendo de la orografía del terreno la solución anterior plantea problemas. Así que en lugar de mirar hacia abajo, los aviones miran hacia arriba. Mientras están en el rango de una conexión por satélite es este el que podría darles cobertura sin ningún impedimento.

Estado del arte: ¿qué hay ahora?

Avión de Lufthansa con el icono de Wi-Fi

Desde hace ya unos cuantos años las diferentes aerolíneas han realizado pruebas para dotar a sus naves de conexión a internet para los pasajeros. En este caso, y como ocurre en muchas ocasiones los Estados Unidos van por delante de Europa. De hecho varias son las compañías, como Virgin o Delta, que ya ofertaban estos servicios, pero lo hacían a través de estaciones repetidoras en tierra, lo cual provocaba fallos en la cobertura durante los viajes nacionales.

La noticia salta cuando United Airlines se une al carro, pero lo hace utilizando la tecnología a través de satélite. Todavía no ha anunciado precios, pero parece que es la línea que van a seguir las diferentes aerolíneas para ofrecer Wifi en los aviones a sus clientes. Pero, ¿tan lejos estamos en Europa?

No, ni mucho menos. De hecho la aerolínea British Airways ofrece en algunos de sus vuelos conectividad, eso sí, prepara la cartera porque se aplicarán tarifas de roaming (no apto para muchas bolsillos). En este caso Lufthansa, aerolínea alemana, es la compañía que va en cabeza ofreciendo conectividad por satélite al precio de casi 11 euros la hora, o unos 20 euros durante un día entero.

Y es que parece que, aunque hace más de 3 años que muchas compañías realizaron pruebas, conectarnos en pleno vuelo va a empezar a ser una realidad a precios bastante asequibles (20 euros comparado con lo que cuesta un billete de un vuelo de larga duración no parece demasiado). Buenas noticias para aquellos que nos aburrimos en los aviones.

Imagen Avión Lufthansa

Artículo extraído de Genbeta.