Concierto WarCry 2004

Como siempre hay que hacer cosas nuevas en esta vida, pienso dar un vuelco a las críticas de conciertos en general. Si, el sábado 15 de mayo estuve en la sala Oasis de Zaragoza, en concierto, sí, estaban los WarCry.


Para que no estén en un vilo les voy a hacer un resumen del concierto. Lo han abierto con el “Guardián de Troya” y lo han cerrado con la ya mítica “Hoy Gano Yo”. Hasta aquí hemos llegado, y ustedes pensarán que ha sido una birria de concierto. Pero nada más lejos de la realidad, realmente, después de estar presente en esa obra de arte, me importa un comino si han tocado “Trono de Metal” o “Al Salir el Sol” u otras que en efecto han tocado.


Durante la entrevista que habíamos realizado unas horas antes a Víctor García, se había hablado del tema de la conexión entre público y los propios WarCry. Comentando que en algunas ciudades, tener ese “feeling” les costaba bastante.


Pero hoy no ha sido uno de esos días, desde la primera canción se ha visto una complicidad entre el público maño y la banda, una conexión que incluso me ha sorprendido. Aunque la calidad de sonido del local no era la más adecuada para este concierto, como siempre García y compañía han dado lo mejor que llevaban dentro para su público. Como siempre perfeccionistas con las notas y los ritmos, sin apenas fallos en los tiempos de entrada y salida, y realmente con virguerías técnicas una tras otra. (por todos los componentes de la banda).


“Pueblo Maldito”, “Aire”, “Luz del Norte” y otros títulos deleitaron nuestros oídos durante el concierto. En el escenario han demostrado dar todo lo que tienen dentro, con un buen rollo y risas que se echan de menos en otros conciertos. Ya que antes habíamos comentado las virguerías técnicas, destacar los sólos de guitarra, voz, teclado y batería que se han marcado. Primero vino el de guitarra, realmente muy bueno, de esos que nos hacen enmudecer a muchos, este a cargo de Pablo García. Aunque lo de Ardines ya es de otra esfera, casi puedes decir que lo echas de menos, porque es verdad, se te olvida respirar…y créanme es un problema, velocidad de baquetas y precisión en estado puro. Luego la sorpresa, ¿teclados?, ¿pero esto es metal?, cada día más nos demuestran que sí, que son imprescindibles. Así que Manuel, que cada día toma más y más presencia en el grupo, nos sorprende a todos con un “Fear of the Dark” que se elevaba en el aire como algo del más allá. Aunque creo que todos esperábamos algo de Víctor, algo que siempre nos ha dado…todo aquel que haya escuchado sus “sólos” de voz, lo comprenderá…espeluznante…magistral…único.


Pese a que la reciente llegada de Roberto García, bajista, y la presumible falta de “soltura” en el escenario comentada por el propio Víctor, decir que es verdad. Realmente le ha faltado un poco de actividad, aunque en las últimas canciones del concierto se ha metamorfoseado para imprimir el carácter al ritmo que solo los bajistas pueden dar.


Risas y complicidad en el escenario (nunca fallan los caretos de Pablito); sudor y más complicidad en el suelo, todo para mezclarse en un final apoteósico. “Hoy Gano Yo”, todos la conocemos, ya casi es un himno del metal en España, pero en un concierto, no es un himno, es una realidad. Por unos minutos te das cuenta de que “los sonidos de metal” son grandiosos y el metal es algo que nos une.


Muchos creen que para que un concierto sea bueno, los músicos tienen que hablar mucho con el público, enrollarse entre las canciones, otros simplemente intentan dar el mejor sonido, sin llegar a conectar con el público. Otros simplemente vienen en tal pedestal que el público no se digna a subirse arriba. Pero con WarCry y otros pocos grupos del panorama español esto no ocurre. Participan con el público, sí, dan lo mejor de su música, todos sabemos lo detallista de García y compañía, pero hay algo más. Así que si quieren escuchar “Iberia”, “Señor”, “Alejandro” y algún otro tema más, simplemente vayan a la tienda de discos y pongan encima de la mesa unos 35 euros para tener la discografía entera de WarCry; pero si lo que en realidad desean es gozar con el metal, vayan al próximo concierto de los War, olvídense de los demás, y simplemente gocen y entren en sintonía con la música. Yo realmente lo recomiendo.


Rockthunder.net